miércoles, 31 de mayo de 2017

Los libros del mes: "Un poema para curar a los peces"

Reseña:
Este precioso álbum ilustrado cuenta la historia de Adrián, un niño que está muy preocupado porque cree que León, su pez, se está muriendo. Su mamá le dice que tiene que darle inmediatamente un poema, pero Adrián no sabe qué es un poema. Pregunta a sus conocidos, pero estos le dan unas respuestas hermosas y a la vez absurdas.
Impotente, se acerca a la pecera y junta todas las respuestas que le han ido dando sin saber que, con ellas está declamando un poema.
Las magníficas ilustraciones y la esencia poética del texto invitan a reflexionar de una manera encantadora sobre la poesía y hacen que este álbum sea un disfrute para leer, mirar y pensar.

El autor:


Poeta, novelista, dramaturgo, crítico, Jean-Pierre Siméon nació en 1950 en París. Profesor Asociado de Literatura Moderna ha enseñado mucho tiempo en el Instituto Universitario de Educación de Maestros de Clermond-Ferrand, ciudad en la que reside.
Es autor de numerosos libros de poesía, novelas, obras de teatro y libros para niños.



El ilustrador:



Olivier Tallec nació en Gran Bretaña en 1970. Después de estudiar Artes Aplicadas, viajó por varios países trabajando como diseñador gráfico en la publicidad. Actualmente trabaja como ilustrador para la prensa y ha firmado más de cincuenta álbumes para la juventud.




UN POEMA PARA CURAR A LOS PECES
-¡Mamá, mi pez se muere!
¡Corre!, se muere de aburrimiento, mi querido León.
La mamá miró a Adrián, cerró los ojos, volvió a abrirlos…

Sonrió:
-¡Tienes que darle un poema inmediatamente!
Y se marchó a su clase de trombón.

-¿¡Un- po-e-ma¡?
Pero ¿qué es un poema?
Adrián fue a mirar en el armario de la cocina.
-¿Hay aquí algún poema?
-Aquí no hay poeeeeeemaaaas,
respondieron susurrando los fideos.

Adrián rebuscó en el armario de las escobas.
-Aquí do hay ningún boema, dijo la fregona, que siempre está resfriada.

Adrián miró debajo de la cama de sus padres.
-Aquí no hay ni un orinal, dijo el polvo entre risas.

Adrián es cabezota.
Se fue corriendo a casa de Lolo, el vendedor de bicicletas.
Lolo, el que lo sabe todo, el que se ríe por todo, el que siempre está enamorado.
Estaba reparando un neumático y cantaba.

-Un poema, Adrián, es estar enamorado:
es como llevar el cielo en la boca.
-¿Es eso? Ah, vale.

Ilustrador: Olivier Tallec

Editorial: Kokinos
ACTIVIDADES:
1.- ¿Qué opinas de la solución que la mamá de Adrián le da para curar a su pez?
2.- ¿Qué tal si dedicáis una sesión a la lectura de poemas? Luego cada cual puede escribir el que más le haya gustado y os los podéis intercambiar y leerlos en voz alta. También puedes decorarlo con el dibujo que el poema te sugiera.
2.- Escribe todas las cosas bonitas que te suceden a lo largo de un día y las sensaciones que te producen y seguro que te saldrá un poema precioso.

No hay comentarios: